sábado, 27 de junio de 2020

Sagas de videojuegos: ¿Alargarlas o matarlas?



La memoria duele al tocarla, estamos acostumbrados a emocionarnos y disfrutar de aquellas nuevas obras que salen, aunque sean similares a lo que disfrutamos una vez. Como consumidores cuando devoramos un juego con una experiencia que nos satisface, buscamos emularla, ya sea en otro juego de la misma índole o peor aun buscamos más, buscamos que aquellos que una vez nos satisficieron vuelvan a hacerlo igual o mejor.

¿Pero esto es realmente bueno? ¿Deberían invertirse recursos en apelar a un publico que quiere igual o más? ¿O quizá deberíamos aprender a conformarnos con lo que tenemos y olvidar?

Hemos llegado a un punto que no sabemos lo que queremos, demandamos obras de calidad y diferentes a lo antes visto, pero consumimos más de lo mismo si tiene un nombre importante detrás o una vez significo algo para nosotros. Preferimos la cantidad o lo conocido, antes que la calidad o la sustancia, y esto es triste...

Ejemplos hay muchos y las compañías detrás lo saben, por eso existen cosas como Assassins Creed Odyssey (Que prioriza cantidad sobre calidad) u otros como Nomura aprovechan para explotar metiendo trama en juegos insustanciales solo para vender más. Porque irónicamente nosotros estamos dispuestos a comprar y entonces es cuando llegan los lamentos. Y no, tampoco voy a justificar a aquellas obras que se quedaron en el olvido y algunos cuantos desean ver volver.

Y... ¿Porqué de esto ultimo? Simple, no las necesitamos, puede doler esto, pero es una realidad, porque a día de hoy el jugador medio aun no ha aprendido a valorar realmente lo que tiene, no ha aprendido que por mucho que una experiencia se vuelva a vender o se intente emular con una nueva obra, jamás sera como la primera... Incluso si volvemos a ella años después nos encontraremos la sombra de nuestro preciado recuerdo y no la experiencia que una vez vivimos.

Incluso con el mismo guión que el original, la experiencia no hubiera sido igual que hace 23 años

Vivimos un estancamiento en cuanto a originalidad en la industria se refiere, el triple A prefiere ir a lo fácil, prefiere contentar a su publico, que perder ventas e incluso los indies más conocidos y consumidos parten de conceptos ya existentes, dejando la originalidad en manos de unos cuantos desconocidos a los que mucha parte del publico ni se acerca. Esto se traduce en obras que mejoran gráficos y pulen unos cuantos conceptos, quedándose en la superficie, teniendo miedo de que si cambian, pierdan a la base de jugadores que tanto les ha costado construir.

Suena triste pero ni siquiera en el pasado nos libramos, con un montón de secuelas "perdidas" que mataron a sus sagas por separarse de lo que una vez construyeron o tratar de innovar cuando los conceptos de los que estaban partiendo sus predecesores empezaban a estar obsoletos, si no mirad sagas como: Breath of Fire, Castlevania o Dead Space, entre otras.

Y lo peor es que la culpa... La culpa es nuestra.

, porque cuando llega el momento de pedirle a una saga que se retire porque ya no puede ofrecer nada más seguimos exigiendo, porque cuando nos sorprenden con un concepto lo queremos hasta en la sopa. Somos conformistas y perezosos, preferimos lo malo conocido que lo bueno por conocer y eso es triste... Tan triste que cuando llegue la secuela por ejemplo del aclamado Breath of the Wild, estaremos más preocupados de que sea similar a lo que una vez jugamos, que trate de innovar o ser diferente, que fue lo que verdaderamente nos enamoro de esta entrega tan particular de la saga Zelda.


Lo único que nos queda es aprender a valorar lo que tenemos, aprender a vivir con el recuerdo de lo que una vez jugamos y revisitarlo sabiendo que puede que no sea igual, no vivir pensando en quimeras o productos que nos satisfagan si no disfrutar de lo que nos ofrecen, exigiendo no que nos den "Más" si no "Mejor" para que podamos volver a una época con el triple A en la que disfrutábamos de todo tipo de conceptos funcionaran mejor o peor, o si no, solo nos quedarán los indies para recordar esos buenos tiempos.

Podría decirse mucho más, pero entonces me repetiría más de lo que llevo haciendo, como muchas sagas hasta ahora, que por esto o intereses comerciales quedaron en el olvido...



10 comentarios:

  1. Estoy de acuerdo, hay muchos juegos parecidos entre sí y son pocos estudios los que arriesgan porque la mayoría no quiere perder cuota de mercado y menos en la actualidad, con la de dinero que se mueve. Y es que los cambios o novedades que se introduzcan no tienen por qué gustar a todo el mundo, de ahí el miedo.

    Pero, por otro lado, pienso que algunas sagas deberían descansar pero volvemos a lo mismo: mientras haya mercado las seguirán explotando hasta que nos cansemos de ellas. Sí, en última instancia somos los usuarios los culpables pero ahí seguimos, comprando entrega tras entrega, venga como venga. Y no creo que la cosa vaya a cambiar muy pronto...

    Buen artículo, Spiegel. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Buenas Emilio gracias por pasarte! ^^

    Respecto a tu comentario, debo decir que la única forma de cambiar eso, es cambiar nosotros como consumidores, cosa que deberíamos ir haciendo de manera progresiva, pero mucho no predican con el ejemplo y así estan las cosas, con franquicias que no necesitan volver todo el mundo reclaman y luego con su vuelta vienen las quejas, con sagas que si necesitan volver para tener un mínimo de repercusión y están condenadas al olvido y productos pastiche de otros más famosos para ir a rebufo de su popularidad.

    Al final es lo que tu dices, es una lastima que dependa de nosotros y a muchos se les contente con poco...

    En fin, nuevamente un saludo y gracias por pasarte.

    ResponderEliminar
  3. ¡Muy buenas!La verdad es que siendo fans de una saga mediática todo lo que tenga su nombre (ya sea canon o spin off) va a vender como churros, ofreciendo al consumidor seguir la línea ofrecida de los primeros productos lanzados e innovando en algunos aspectos que los favorezcan y no los hagan tan repetitivos.
    Como bien dices muchos de los títulos que disfrutamos ahora beben en parte de los más veteranos, dando como resultado que a los jugadores nos resulten atrayentes al ofrecer características parecidas que anteriormente hayamos disfrutado o que se adapten a nuestro estilo y temas de juegos favoritos.
    También hay que decir que las empresas son conscientes de ello y viendo que la memoria nostálgica manda y vende sus productos se enfocan en esos estilos para darse a conocer diciendo que el juego X y bebe directamente de los clásicos, como pasa por ejemplo, con todos esos Metroidvania (por poner un ejemplo) que podemos encontrar a día de hoy.
    Luego también esta la parte negativa de todo esto que siempre queremos nuevos juegos y si son derivados de esas sagas mucho mejor, exigiendo cambios que al ser una vez implantados dentro del juego se corre el riesgo de que no sean del gusto del jugador y/o fan.
    Esto provoca que después de un lanzamiento el número de ventas se vea afectado por estas críticas que pueden condenar al ostracismo a cualquier saga vendedora que se precie.
    Por ello ese factor nostálgico puede ser un arma de doble filo.
    Perdón por la parrafada (y puedo seguir escribiendo porque esto da para debate y tertulia de sobremesa xD) y enhorabuena por elaborar este tipo de post.
    Un gran saludo y nos seguimos leyendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Buenas y bienvenido Presstartcook, gracias por pasarte! ^^

      A ver para aquellos que quieran el regreso de sus juegos más aclamados pero mejorados, la idea de negocio y uso tanto de secuelas como remasters/remakes es una idea excelente y económicamente es la clave para la industria porque una secuela con un par de mejoras gráficas y mecánicas con una nueva historia o bien un port a una nueva generación es un gasto mínimo y buen pellizco en ventas.

      Incluso aquellos juegos que innovan respecto a sus antecesores venden, incluso si se quedan en el ostracismo, ya que la marca a fin de cuentas vende. Pero como tu dices en esos casos no es suficiente y algunos si se merecian estar donde estuvieron sus predecesores.

      Como todo arte o producto cultural, el videojuego debe expandirse apelando a nuevo publico y contar todo tipo de historias, esto permitira que se enriquezca y llegue a nuevas cotas, abriendo la posibilidad del que no quiera siga con las obras orientadas a él, eso es lo que hecho en falta ahora y antes si se hacia, asi que solo queda decirlo, rezar y esperar que algun día el consumidor medio, llegue a la misma idea que yo y pida un cambio para que la industria se abra a nuevos horizontes...

      Al final yo tambien me he extendido mucho, disculpame... Si quieres seguir hablando del tema te invito a tener una charla distendida por redes sociales, cuando quieras, gracias, nuevamente un saludo y nos seguimos leyendo ^^

      Eliminar
  4. ¡Yay me ha gustado esta entrada amigo mio! Me alegra que esa amena y sencilla interacción de Twitter te llevara a escribir este post. El tema da para largo,como para un podcast de 3hrs quizás ya que hay muchos factores y puntos de vista que convergen con respecto a este asunto. Un abrazo,un agrado pasar por tu blog. Bye!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por pasarte Azort! ^^

      Pues si, da mucho para lo que hablar, pero queria aportar aunque fuera mi pequeño granito de arena. Respecto al podcast no es mala idea, avisa si vas a hacer uno asi xD

      Eliminar
  5. Cómo siempre una reflexión bastante interesante sobre el estado actual del mundillo, con un tema que sigue dando de que hablar mucho por estos días. En lo personal, siempre opino que hay que analizar a los juegos como productos separados y como sería su funcionamiento por si solos, más que tomar tanta atención al legado que mencionan. Uno nunca sabe si alguien llega al título sin saber nada del anterior. Por otra parte, al ser una industria se entiende que se apueste tanto a la segura por la realización de secuelas, remake y remasters, en el fondo son sandias caladas. Aunque como bien discutimos y mencionas aquí, es imposible contentar a todos y menos reproducir una experiencia 1:1, el público siempre quiere más, pero también idealiza mucho de lo que consume, y el contexto en que cada uno juega siempre varia. Veamos que sale de otras conversaciones, pero me da gusto que junto con Azort hayamos aportado nuestro pequeño grano de arena.

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Buenas Zhols, gracias por pasarte! ^^

      En principio creo que sin vosotros este post no hubiese salido, asi que muchas gracias :D

      Respecto a lo demás, pues sí, se haga lo que se haga ciertas secuelas no van a contentar a todo el mundo ¿Que deberiamos valorar los juegos de manera individual y no tanto por su legado o a la saga que pertenecen? Pues tambien, pero muchos eso no lo han aprendido y se preocupan más de que les contenten con algo más de lo mismo, que intentar abrir horizontes probando cosas nuevas y así nos va...

      Es una lastima pero mientras el jugador medio no evolucione, vamos a seguir atorados en ciertas practicas, que algunos deseamos que se acaben.

      Eliminar
  6. Dado que los videojuegos, lo queramos o no, es un negocio. La supervivencia de una saga siempre dependerá del éxito comercial de la misma. Ejemplo de esto es Resident Evil que ya ni siquiera es una saga en si porque los últimos juegos han sido remakes con ciertos cambios pero al final los mismos juegos. La "culpa" de que una saga continúe o desaparezca dependerá siempre de los jugadores y que tan dispuestos a desembolsar dinero estén. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Buenas Güevonandas, gracias por pasarte! ^^

      El problema al final es ese, el dinero, la industria en su mayoría prefiere contentar y mantenerse que arriesgar... Y eso es triste porque en su tiempo, había muchos productos triple A que si intentan todo tipo de ideas por salirse de los esquemas y atraer con sus experimentos.

      A día de hoy tenemos más de lo mismo, incluso con RE7 que pertenece a la saga, pero coge muchas ideas de juegos de terror indie como Outlast o Amnesia. Lo mismo pasa con los remakes que mencionas. Que no quita que sean buenos juegos, pero arriesgar... Arriesgan poco.

      Al final es como tu dices, el dinero es el que mueve el cotarro y si los jugadores no deciden apoyar ciertas iniciativas con su dinero, seguiremos como ahora.

      Eliminar